MOJAR LA CAMA, PROBLEMA COMÚN EN INFANTES DE CINCO AÑOS DE EDAD

20130321-072057.jpg
• Es conocido como el hecho de hacerse pipí en la cama y afecta más a los varones de 5 años

Por lo general, la enuresis nocturna, es decir cuando alguien se hace pipí en la cama, es cosa de niños, especialmente de los varones y es bastante común, ya que a los cinco años de edad afecta al siete por ciento de los hombres y al tres por ciento de las mujeres.

Es una cuestión involuntaria, señala la doctora Juana Morán Samaniego, pediatra del Hospital de Gineco Obstetricia No. 221 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Delegación Estado de México Poniente.

En muchos casos, menciona la doctora, el problema se resuelve por sí mismo cuando el niño madura, aunque a veces requiere un tratamiento físico o psicológico, aunque lo obvio es primero reducir la ingesta de líquidos desde el atardecer y acudir a su Unidad de Medicina Familiar (UMF) para que el médico descarte causas orgánicas que pudieran estar provocando el problema; con un simple examen general de orina se sabrá si existe un proceso infeccioso en las vías urinarias.

Otro factor muy importante es el desarrollo del cerebro que naturalmente no es igual en todos los seres humanos, por ejemplo, algunos bebés caminan al año y otros lo hacen a los 15 meses o más tarde sin que esto signifique algún tipo de retardo, de hecho la enuresis se puede deber a cierta inmadurez del cerebro que ocasiona que la vejiga no se vacíe por completo.

“Todo lo que se necesita es tiempo y claro, paciencia y prudencia por parte de los mayores, una gran parte de los niños mejoran cuando sus padres los despiertan en la noche y los llevan al baño a que orinen. De suma importancia es la cuestión de la herencia, si uno de los padres se orinaba de pequeño en la cama, es mucho más fácil que su hijo también lo haga” indica.

En cuanto al manejo del problema, una vez que se acudió a su UMF y se ha procedido a reducir la ingesta de líquido, conviene enseñarle al pequeño algunos ejercicios para que aprenda a retener la orina por periodos cada vez más prolongados y resulta de lo más adecuado hablar con el pequeño de acuerdo a su edad y evitar crearle sentimientos de culpa.

Si bien el plan se inicia con éstas acciones, es importante saber que existen otras posibilidades al igual que otros estudios que se irán realizando de acuerdo a la evolución del paciente. Fundamental en el proceso son el apego y el seguimiento del tratamiento por parte de la familia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s