ARDOR, ENROJECIMIENTO, COMEZÓN Y LAGRIMEO, SÍNTOMAS DEL OJO SECO: #IMSSEdomexPte

20140509-091350.jpg

El síndrome del ojo seco es consecuencia de la disminución del parpadeo al fijar la vista en ciertos objetos por períodos prolongados, señala el doctor Efrén Muñoz, oftalmólogo adscrito a la Unidad Médica de Atención Ambulatoria 231 (UMAA) del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) Delegación Estado de México Poniente.


Indica que el uso continuo de la computadora, de los teléfonos móviles y actividades como bordar, leer, etcétera, que requieren fijación visual intensa y prolongada impide la lubricación correcta de los ojos que se produce con un parpadeo de 50 veces por minuto, explicó el oftalmólogo.

Agregó que ardor, enrojecimiento, comezón y lagrimeo son posibles manifestaciones del ojo seco, producidas por la inadecuada lubricación cuando no parpadeamos. La combinación de agua, moco y grasa que forma el revestimiento de la película lagrimal, es liberada por glándulas colocadas en los párpados superiores e inferiores para hidratar, nutrir y proteger la superficie ocular.

Adicionalmente, cuando se fija la vista y el parpadeo baja su frecuencia, la resequedad producida minimiza la barrera de defensa, lo cual predispone a infecciones, conjuntivitis bacteriana y conjuntivitis por ojo seco.

Se debe considerar también, añadió el oftalmólogo, que con frecuencia los usuarios de computadora no tienen la agudeza visual adecuada y, al forzar la vista en los puntos pequeñitos o pixeles de las imágenes en la pantalla, comienzan a tener problemas de irritación crónica. Ello indica la necesidad de uso de lentes con una graduación de acuerdo a su trastorno visual.

Asimismo, continuó el especialista, son necesarias ocho horas de sueño nocturno para regenerar la superficie ocular y no desarrollar una conjuntivitis crónica por fatiga del ojo. Del mismo modo, es necesario que se cuente con una buena iluminación y con períodos de descansos de la vista cuando se trabaja frente al monitor.

Más que el período de horas en que se fija la vista, cuenta la forma en la que ésta se descansa. Se puede utilizar la computadora de 20 a 30 minutos con una interrupción de cinco a 10 minutos para cerrar los ojos, o enfocar la mirada hasta el punto más lejano que encontremos.

El doctor Muñoz recomendó que lo primero que debe hacer un usuario de computadora o que realiza actividades como las anteriormente mencionadas y que detecte alguna molestia en los ojos, es acudir a una valoración en su Unidad de Medicina Familiar, ya que adicionalmente puede tener afectada su película lagrimal o necesitar graduación de lentes.

Además, debe evitarse la automedicación con lubricantes oculares que se anuncian en el mercado como de uso especial para computadora y que contienen vaso constrictores que a futuro pueden tener consecuencias negativas para la salud visual, y recalcó que solamente se deben aplicar medicamentos para lubricar la vista bajo la prescripción del médico especialista por lo que exhortó a los derechohabientes a que ante cualquier molestia, acudan con su médico.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s